Regresar

Desarrollo de productos digitales con base en las mejores prácticas

Sep 30, 2022 / Por: manager / Sin categoría /

Hoy vivimos en una transformación digital que exige a las marcas y empresas desarrollar productos digitales para mostrarse a la vanguardia frente a su público, quienes esperan encontrar en la web o en una aplicación las soluciones a sus diferentes necesidades, desde la contratación de servicios, la adquisición de productos, la gestión de recursos, accesibilidad a entretenimiento o información de valor.

Aunque hay una gran oferta de agencias que brindan el servicio de desarrollo web o aplicaciones, la creación de productos digitales, se tiene que hacer de manera meticulosa, basada en una metodología y en una estrategia que vaya acorde a los objetivos comerciales de la marca, con una planeación, organización y control que sean impecables y sobre todo, con equipos y procesos especializados en este ámbito digital.

Para que tu desarrollo digital sea exitoso y bien recibido por el público, te compartimos 5 puntos que tienes que considerar previo a su producción y lanzamiento en línea.

Funcionalidades, menos es más

Muchas veces caemos en el error de querer incluir todas las funcionalidades que se nos van ocurriendo, una vez que el desarrollo del nuevo producto ha iniciado. Centrarse en desarrollar una buena solución, poniendo toda la atención en facilitar el flujo que tiene que cumplir el usuario de principio a fin, es lo que hará que tu producto destaque entre toda la oferta de los competidores.

El público difícilmente se encuentra en la búsqueda de alguna aplicación que les resuelva la vida por completo, al contrario; exploran la mejor opción, de uso más fácil e intuitiva para un tema en específico.

Es recomendable responder a esta sencilla pregunta:

¿Qué necesidad puede resolver el usuario con tu desarrollo web o con tu aplicación?
Enfócate en que tu producto sea lo más sencillo e intuitivo posible.

Planificación

Los desarrollos digitales anhelan la automatización de procesos y/o la simplificación de tareas que se realizan manualmente, ya sea para un ahorro de recursos y tiempo o para evitar errores que pueden ocurrir con una gestión manual. De ser el caso, se debe estar consciente de lo que esto implica, que no es únicamente el desarrollo de un producto, sino de una transformación digital que conlleva la automatización de procesos internos de todas las áreas involucradas dentro de una empresa.

Por ejemplo, desarrollar una tienda en línea, implicaría la conexión y automatización de stock de productos y precios, pasarela de pagos, facturación, logística de envíos, confirmación de compra, seguridad para el usuario, la comunicación, etc. Además del diseño y programación del e-Commerce.

Lo más conveniente sería que cuentes con una agencia que te muestre el mapa completo y te guíe en el proceso de automatización, de lo contrario, y ocurre mucho, te quedarás con un producto que funciona a medias o que requiere más recursos de los pensados.

Creatividad

Distinto a lo que se podría pensar, el desarrollo digital requiere de altas dosis de creatividad, incluso las agencias expertas hacen procesos creativos, como lluvia de ideas con distintos perfiles involucrados en el desarrollo, con el fin de encontrar la mejor solución y entretejer distintos puntos de vista para llegar a ésta.

La creatividad es un elemento clave, ya que encuentra nuevas formas de resolver un problema o una necesidad, buscando siempre que sea un producto de fácil uso e intuitivo para el usuario.

Profesionalismo y expertise

Ante la demanda, existen perfiles especializados en el desarrollo web. Tal es el caso de diseñadores UX (experiencia de usuario) y UI (interfaz de usuario), estos diseñadores tienen la capacidad de brindar a los usuarios la mejor experiencia en toda la navegación, además de idear interfaces atractivas, intuitivas, interactivas y estéticamente agradables.

También, han prosperado metodologías ágiles como SCRUM o Design Thinking que facilitan el trabajo colaborativo que requieren los desarrollos digitales, tienen en cuenta todo el proceso, así como la segmentación de un proyecto para prototipar y probar módulos de manera rápida y perfeccionarlos sobre la marcha, contrario a la manera tradicional de trabajar, que es enfocarse en entregar un producto final, lo cual puede resultar contraproducente a la hora de probar las funcionalidades o con el usuario final.

Pruebas y más pruebas

Un producto terminado tiene que haber pasado por infinidad de pruebas y optimizaciones que aseguren la facilidad de la navegación, las funcionalidades adecuadas y la empatía con los usuarios finales.

Para esto, dentro del proceso hay una etapa llamada testing y quality assurance, que tiene el fin de someter un producto a prueba de los usuarios y, mediante su retroalimentación, conocer si se han cubierto las necesidades o se tienen que refinar o incluso, si se ha cambiado la visión para redefinir el problema.

¡Ahora ya sabes cómo realizar tu transformación digital!

Ya sea una aplicación de tienda en línea, una sitio informativo o la implementación de una dinámica de promoción, en Smile Pill contamos con equipos y procesos especializados para el desarrollo de productos digitales.

Luis Andrés Navarrete
Director de Proyectos Digitales.

         

Dinos que te pareció

Regresar